Bonistas de YPF forman un grupo para bloquear oferta de canje

La petrolera estatal busca renegociar al menos u$s6.200 millones en vencimientos de intereses y capital entre 2021 y 2022 y ofrecerá tres nuevos títulos.

El Grupo Ad Hoc de Bonistas YPF aseguró que intentará bloquear la Oferta de canje de bonos lanzada por la pertolera argentina YPF con el objetivo de evitar una destrucción innecesaria e inaceptable del valor de los títulos.

«El objetivo inmediato del Grupo es bloquear la Oferta de Canje para evitar una destrucción innecesaria e inaceptable del valor de los Bonos. Con ese fin, el Grupo está coordinado su actuación con el grupo de bonistas representados por Dechert LLP», señaló el comunicado.

La petrolera estatal argentina YPF busca renegociar al menos u$s6.200 millones en vencimientos de intereses y capital entre 2021 y 2022 y ofrecerá, a cambio, tres nuevos títulos.

Unos u$s413 millones corresponden al pago de capital residual del bono internacional con vencimiento el 23 de marzo próximo y que se reestructurará «a fin de cumplir con la normativa vigente del BCRA (banco central) para endeudamientos cuyo capital tiene vencimiento antes del 31 de marzo de 2021″, dijo a Reuters una fuente con conocimiento en el tema.

Por otra parte, la petrolera ofrece refinanciar vencimientos de interés y capital a vencer durante 2021 y 2022 por un total en circulación de aproximadamente u$s6.200 millones.

Dado que la oferta solo entraría en vigor en caso de ser aprobadas por la mayoría de los bonos en circulación de cada serie, los miembros del Grupo han determinado que, en este momento, la mejor manera de oponerse y bloquear la oferta de canje es absteniéndose de tomar medidas, explicó el comunicado.

El grupo está compuesto por 13 inversores institucionales que actúan en nombre e interés de sus clientes titulares de más del 25% de los Bonos en circulación.

YPF buscará reestructurar su deuda por más de u$s 6.200 millones
El plan de YPF

El directorio de la petrolera semipública YPF aprobó la semana pasada una oferta para la refinanciación de parte de su deuda con el objetivo de generar las condiciones para promover un plan de inversiones que permita revertir la tendencia negativa en la producción de petróleo y gas.

En primer lugar, YPF buscará refinanciar 413 millones de dólares por el capital residual del bono internacional con vencimiento el 23 de marzo próximo, a fin de cumplir con la normativa vigente del BCRA para endeudamientos cuyo capital tiene vencimiento antes del 31 de marzo de 2021.

En julio de 2020, en anticipación a lo que era un importante vencimiento financiero en marzo de 2021 por 1.000 millones de dólares, la compañía había ofrecido ya a los tenedores de ese instrumento un canje voluntario que resultó en la participación del 58,7% de los inversores.

A pesar de que ese porcentaje de participación es prácticamente el requerido por la normativa del Banco Central para brindar acceso al mercado de cambios (60%), la autoridad monetaria confirmó que dicha refinanciación no es tenida en cuenta a los efectos del cumplimiento de los requisitos de la normativa que fue publicada con posterioridad a la operación ejecutada por YPF.

En consecuencia, YPF decidió avanzar con una nueva alternativa de refinanciación para poder cumplir con los compromisos asumidos, según pudo saber la agencia NA.

En esta oportunidad, para lograr un alto nivel de adhesión sobre un bono que ya fue renegociado, la compañía ofreció una estructura fortalecida por medio de la cesión de flujos de cobranza de una porción de sus exportaciones para el cumplimiento de las cuotas de capital e interés.

En segundo lugar, se decidió ofrecer, simultáneamente, una propuesta de refinanciación de las cuotas de interés y capital a vencer durante 2021 y 2022 a los tenedores de prácticamente todos los bonos internacionales emitidos por la compañía, cuyo capital pendiente de pago suma un saldo total en circulación de aproximadamente 6.200 millones de dólares.

Con esta transacción YPF aspira a solucionar una situación financiera sumamente compleja que atraviesa producto de los efectos causados por la pandemia y generar los fondos necesarios para retomar una senda de crecimiento que le permita a la compañía continuar liderando el desarrollo de la industria energética argentina.

Detalles de la propuesta

La empresa prevé la emisión de tres nuevos títulos de deuda: un bono con vencimiento en 2026 respaldado por el flujo de cobranza de exportaciones y otros dos títulos, con vencimiento en 2029 y 2033, sin respaldo de exportaciones. En todos los casos se trata de títulos amortizables, que empiezan a pagar interés a partir de 2023.


Con esta transacción YPF aspira a solucionar una situación financiera sumamente compleja
La oferta no contempla ningún tipo de quita de capital ni de intereses y resulta, según las estimaciones de la compañía, en una alternativa mutuamente conveniente para YPF y sus inversores.

La oferta de canje voluntario estará disponible durante 20 días hábiles según las exigencias regulatorias del mercado norteamericano bajo las cuales están emitidos los títulos, pero presentan condiciones más favorables de participación durante un período inicial de 10 días hábiles que vencen el 21 de enero.

iProfesional

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.