Salta sienta las bases para producir biocombustibles

Diputados otorgó media sanción al proyecto de ley para promover y desarrollar en la provincia la producción y el consumo de biocombustibles y bioenergía.

La Cámara de Diputados dio ayer desde la Legislatura el primer paso para encaminar a la provincia de Salta hacia la producción y el consumo de biocombustibles.

El cuerpo otorgó media sanción, de manera unánime, al proyecto de ley que tiene por objeto promover y desarrollar la producción y el consumo de biocombustibles y bioenergía y para impulsar su aprovechamiento integral.

La iniciativa tiene como objetivos, entre otros, desarrollar acciones para consolidar el proceso de transición energética y migrar de una economía basada en combustibles fósiles a una economía sustentada en fuentes de energía renovable, disminuyendo la emisión de gases de efecto invernadero.

Propiciar el desarrollo de la bioeconomía con acciones que permitan transformar integralmente la biomasa producida y generada, agregar valor en origen a la producción primaria, industrializar los procesos y cadenas de valor de biomateriales, generar empleo sustentable, resolver pasivos ambientales y apostar a la innovación tecnológica e investigación asociadas a la bioeconomía del conocimiento.

Durante el debate del proyecto, que ahora pasó al Senado, la diputada Patricia Hucena, dijo que con esta ley se va a promover y desarrollar la producción y el consumo de biocombustible y bionergia y agregó que propone cambiar el paradigma energético e ir hacia uno mas amigable con el ambiente.

«Se trata de un proyecto con clara perspectiva hacia el futuro porque implica sentar bases para cambiar la matriz energética de la provincia, pasando de los combustibles fósiles a los renovables», enfatizó.

Durante su intervención, el diputado Juan Esteban Romero señaló que «los salteños estamos ante una oportunidad única» en materia de biocombustibles y marcó la importancia de que sea producida por salteños y para los salteños.

También abogó para que el proyecto no caiga en saco roto y se propongan incentivos concretos y exenciones para que los inversores privados puedan producir plantas de biocombustible, sobre las que dijo que sin duda contribuirán al desarrollo del interior salteño, al arraigo a la actividad agroindustrial y al desarrollo productivo de la provincia.

Por Ramón Pereyra

El Tribuno

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.