El Consejo Agroindustrial criticó el proyecto de ley de biocombustibles

El director ejecutivo de la Cámara de Bioetanol de Maíz, Patrick Adam, dijo que es una «ley de hidrocarburos». El proyecto tiene dictamen favorable para que se trate en Diputados.

El Consejo Agroindustrial Argentino (CAA), que nuclea a más de 60 empresas en el sector, criticó el proyecto de ley de biocombustibles que presentó el oficialismo en el Congreso Nacional. Actualmente la iniciativa se encuentra en tratamiento en Diputados, se tratará en la Cámara baja porque ya recibió dictamen favorable de Comisión de Energía. 

“Alarma en las cadenas de valor de la soja y del maíz por el proyecto de ley de biocombustibles del Frente de Todos”, fue el título que eligió el consejo para mostrar su posición ante el proyecto que elaboró el Frente de Todos. 

Iñaki

Indicaron que se trata de un «intento claro y directo de intervención del Estado en las diferentes cadenas de valor, especialmente en la estrategia productiva, la logística y la política comercial de las empresas proveedoras de insumos críticos (como el maíz y el aceite de soja), constituyendo un impedimento concreto para su normal y eficiente desarrollo”.

El proyecto propone una reducción de la mezcla de biodiesel en gasoil/diesel del 10% hasta 3% y del 12% hasta el 9% en el caso del bioetanol en naftas, algo que desde el CAA “se aplicaría exclusivamente y sin razón alguna a las empresas que lo producen en base a maíz”. La entidad, ante el avance en la Cámara baja, solicitó prorrogar la ley actual para poder discutir un nuevo marco normativo.

«Presenta numerosos vicios de forma y fondo, por lo que es necesario prorrogar la actual ley para poder discutir con el tiempo necesario una norma moderna y eficiente que potencie los beneficios ambientales, económicos y sociales que todos los biocombustibles, en un todo de acuerdo con los acuerdos climáticos internacionales firmados y ratificados recientemente por la Argentina», señalaron en otro pasaje del texto.  

Otro de los cuestionamientos al proyecto de ley es el rol que le otorga a la secretaría de Energía que podrá «arbitrar» los mecanismos necesarios para garantizar la disponibilidad de los insumos necesario para la elaboración de biocombustibles .

El director ejecutivo de la Cámara de Bioetanol de Maíz, Patrick Adam, fue muy crítico con la iniciativa. Dijo que se trata de una ley de ajuste para el sector y que parece una «ley de hidrocarburos». «Va en sentido contrario de lo que sucede en todo mundo, pretende aumentar la participación de combustibles contaminantes y reducir la participación de los ecológicos», señaló en declaraciones radiales. 

Agregó que la implementación de esta normativa «mandará» a varias empresas a la quiebra: «Justo en un momento donde el gobierno no puede permitir el cierre de empresas y las pérdidas de puestos de trabajo. Es un proyecto a la medida de los petroleros. Busca una grieta que favorece a unos y perjudica a otros».

Detalló que había un proyecto para prorrogar la actual ley por tres años para poder discutir un nuevo marco normativo, pero que «llamativamente» apareció este proyecto a pocos días que se ponga en vigencia el acuerdo que tenía consenso en la Cámara de Senadores.

Río Negro

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.