Tensión entre el Gobierno y la Ofephi por la ley de promoción

Las autoridades del organismo convocaron a una reunión. El presidente y gobernador de Neuquén, Omar Gutiérrez, aseguró que la iniciativa “no puede vulnerar las autonomías provinciales”. Fernández todavía no firmó la propuesta.

El proyecto de ley de Promoción de las Inversiones Hidrocarburíferas entró de lleno es un terreno pantanoso. No solo desde las provincias productoras se salió a cuestionar los trascendidos mediáticos de la norma y ya convocaron a una reunión de la Ofephi. Sino que la propuesta que Energía elevó a Presidencia la semana pasada, todavía no consiguió la firma de Alberto Fernández.

El jueves pasado el gobierno nacional mantuvo una serie de encuentros con la prensa, en los que en off the record, dieron a conocer los detalles de la propuesta con la que se busca incrementar la producción nacional de petróleo y gas.

Ese mismo día el proyecto, que viene siendo el caballito de batalla del oficialismo desde la campaña presidencial del 2019, llegó a la secretaría Legal y Técnica de Presidencia.

Pero así como una semana después la propuesta sigue sin tener la firma clave del presidente, desde las provincias productoras fue creciendo el enojo ante un proyecto que podría llegar al Congreso no solo sin que lo hayan leído, sino en especial, con artículos que podrían chocar con la autonomía de las provincias.

El principal actor en pronunciarse ha sido el gobernador de Neuquén, Omar Gutiérrez, en su doble rol de representante de la principal provincia productora del país y referente de Vaca Muerta, pero también como presidente de la Ofephi.

Desde el organismo que nuclea a las diez provincias productoras de gas y petróleo se mantendrá la semana que viene una reunión para abordar la propuesta que el mismo Gutiérrez remarcó que “no conozco, porque tuve reuniones, hubo reuniones, pero nunca leí un borrador”.

Cuatro puntos de oposición

Gutiérrez advirtió la oposición a, al menos, cuatro puntos del proyecto que trascendieron en los medios. La baja de impuestos provinciales, la aprobación de proyectos de explotación sin la participación de las provincias, la supresión del derecho de las provincias al cobro de bonos y regalías en la renovación de concesiones, y los parámetros fijados para el régimen de proyectos especiales de Vaca Muerta.

Nosotros no vamos a bajar ni a subir la presión impositiva porque ya la bajamos y tenemos una de las presiones impositivas más bajas del país. Hay que direccionar los pedidos de bajar la presión hacia otros impuestos nacionales como la amortización acelerada de inversiones”, aseguró Gutiérrez. Y remarcó que “no puede una ley nacional vulnerar las autonomías impositivas provinciales”.

El gobernador de Neuquén señaló además que “se crearía una comisión de evaluación de control de proyectos especiales, sin participación de las provincias en las cuales se lleva adelante el proyecto. No estamos de acuerdo porque los recursos son de las provincias, esa comisión tiene que estar integrada también por los gobiernos provinciales donde vayan a depositarse esas inversiones”.

“Las provincias tienen que tener su silla al momento de la aprobación de los proyectos especiales porque son las dueñas de los recursos”, remarcó. Y agregó que “también hay un tema con el monto de los proyectos especiales y que exigen que un 25% se destine a la fase piloto. Esto deja afuera a los desarrollos más importantes y nos puede perjudicar”.

Regalías

Por último, Gutiérrez advirtió que “cuando vence una concesión convencional tenemos el derecho a cobrar el bono de prórroga y el incremento de regalías correspondiente por ley. Pero aparentemente, la ley establecería la posibilidad de que, si hay dos concesiones cercanas por vencer, se pueden fusionar dando lugar a una nueva concesión por 25 años, ad referéndum de la provincia. Y aparentemente, porque no conozco la letra, en la redacción la provincia no tendría el derecho a seguir cobrando esto”.

Un punto ante el que el mandatario enfatizó que “no vamos a renunciar a cobrar los derechos que nos corresponden. Vamos a apoyar pero defendiendo la autonomía provincial”.

La relación entre el gobierno y la organización de los gobernadores se tensa en la previa a las elecciones, y en medio de un clima en el que no solo son varios los que ya señalan que el proyecto de ley sigue sin tener la firma del presidente, sino que además ante la agenda electoral, podría no lograr ser tratado este año si no llega al recinto a la brevedad.

Río Negro

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *