Río Negro prepara licitaciones para la exploración de gas no convencional

El senador Alberto Weretilnek confirmó que se preparan tres licitaciones relacionadas con este hidrocarburo; además, dijo que se incentivará la explotación convencional de pozos abandonados o de baja productividad y se aumentará la provisión de arenas silíceas para el fracking en Vaca Muerta

Su cercanía con el yacimiento de Vaca Muerta, en Neuquén, y el impulso que se le está danto desde la provincia a la producción de energía, hace ilusionar a Río Negro con la explotación de gas no convencional: prepara las tres primeras licitaciones para la exploración de este hidrocarburo, que serán publicadas en diciembre de este año.

El proyecto fue confirmado por el senador nacional Alberto Weretilnek, en un encuentro virtual organizado por AmCham (la Cámara de Comercio de Estados Unidos) y centrado en la cuestión energética. Quien fuera gobernador de la provincia de Río Negro desde 2012 hasta 2019, afirmó que se tratará de tres licitaciones de exploración de gas no convencional en nuevas áreas. “Como están en el límite con Neuquén, tenemos grandes expectativas de poder hacer de nuestro lado lo mismo que se está haciendo allí”, comentó.

Además, siempre en referencia a la explotación del gas no convencional, Weretilnek hizo referencia a la gran oportunidad que se le presenta a Río Negro como proveedor de arenas especiales para el fracking (fracturación hidráulica) que se realiza en Vaca Muerta. “Se ha descubierto en el bajo de Santa Rosa, al sur de Villa Regina, lo que son los yacimientos de arenas silíceas, que son determinantes en los costos de producción en esa formación geológica”, señaló el senador.

En la actualidad, gran parte de las arenas que se consumen en Vaca Muerta salen de Río Negro, pero, respecto de las encontradas en Villa Regina, Weretilnek aclaró: “No hay aún resultados que permitan afirmar que pueden reemplazar a las arenas de Entre Ríos o Chubut; pero sí pueden formar un blend con otros tipos de arena”.

El legislador destacó que Río Negro pasó de ser una provincia con petróleo, hace siete años, cuando se renegociaron las concesiones, a ser una con productores de gas y petróleo. Por eso, enfatizó, el gobierno provincial sancionó una nueva reglamentación (Plan Estímulo) para incentivar la producción. “Habrá una baja de hasta 5% de las regalías, de acuerdo con el nivel del proyecto, y eximición de ingresos brutos, para aquellos que inviertan en pozos que tengan baja productividad o que hayan sido abandonados pero aun se puedan recuperar”, indicó. “Ya se presentaron 70 proyectos que están siendo analizados”, agregó.

Por otro lado, Weretilnek consideró que Río Negro puede ser protagonista de lo que es el storage (almacenamiento), por la oportunidad que dan las cuestiones cíclicas del consumo de gas. “Tenemos una propia ley en borrador, pero estamos esperando para ver si la ley que va a enviar el gobierno nacional contempla el storage. La decisión de la provincia es que las operadoras no tienen que pagar la doble regalía (donde se extrae y donde se almacena), sino que tienen que abonarla solo donde se extrae. La provincia sí aspira a recibir un canon”, remarcó.

Respecto de la nueva ley de hidrocarburos, el senador subrayó que no puede opinar porque aun no tiene un anteproyecto o un borrador. “No puedo hablar sin conocer su contenido, pero sí puedo decir que no hay ninguna posibilidad de que la provincia apruebe una ley si esta toca un interés en la propiedad, el yacimiento o algún aspecto de la administración provincial, como pueden ser impuestos o regalías”, dijo.

Más allá de eso, opinó que la necesidad de que se dicte una nueva ley de hidrocarburos está dada solo por culpa de las políticas contradictorias que han tenido los distintos gobiernos. “Debido a eso, ahora hay que dar garantías que las actuales reglamentaciones no están dando por sí solas. De todos modos, no estoy de acuerdo en que tengamos que regular a la industria por un plazo de 20 años”, comentó.

En cuanto a un proyecto de ley que entró en la legislatura de la provincia la semana pasada y que tiene que ver con la cuestión ambiental, destacó que no cree que la industria de gas y petróleo, y la minería, sean incompatibles con el medio ambiente o con el desarrollo de la sociedad. “Hemos demostrado que pueden convivir con la actividad productiva de la región. Este proyecto no va a ser tratado por la legislatura porque muchos no estamos de acuerdo con los conceptos que en él se han planteado. Lo que sí quiero decir es que cualquier proyecto que tenga como destino o incluya a las operadoras de las industrias de la provincia van a ser consultadas previamente”, concluyó el legislador.

Por Carlos Manzoni

La Nación

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *