Estiman que para 2030 el 20% de los vehículos nuevos serán eléctricos

La proyección se desprende de un informe que realizó el gobierno nacional. También podría incrementar la participación de vehículos a GNC y la utilización de GNL.

El gobierno nacional realizó un informe que plantea objetivos y lineamientos de transición energética de cara al 2030 y dentro de las proyecciones estimó que el 20% de las ventas de autos y livianos serán eléctricos. El dato va en línea con las tendencias a nivel mundial, pero para ser alcanzado -advierten desde Nación- se debe dar en un escenario de políticas activas que proponen cambios estructurales.

Acorde al documento de 71 páginas que elaboró el oficialismo, el parque automotor del año 2019 se estimó en 14,3 millones de vehículos automotores (datos de la Asociación de Fábricas Argentinas de Componentes). 

Para el 2030 se proyecta que el parque automotor para 2030 sea de aproximadamente 19,5 millones de vehículos, sin tener en cuenta los moto vehículos.

“Se espera que en los próximos años se produzcan cambios en los tipos de combustibles que impulsen la movilidad, en función de las tendencias que ya comienzan a observarse a nivel mundial, las cuales apuntan a alternativas menos contaminantes que el uso de combustibles líquidos fósiles”, señala el informe.

Adicionalmente, se estima que la mayor disponibilidad de gas natural en Argentina impulse una mayor penetración del GNC vehicular, así como del GNL en vehículos pesados.

Para esto el gobierno realizó dos escenarios: uno que deriva en resultados en base a las políticas existentes y otro, más ambicioso, con la aplicación de políticas activas que modifican fuertemente la composición por combustible de la matriz energética del transporte.

Veamos la diferencia entre ambas proyecciones, entre paréntesis el escenario más conservador con las políticas existentes.

En la proyección más ambiciosa, el gobierno calculó que el 20% (8% sin políticas activas) de las ventas de autos y livianos serán eléctricos. También que el 20% (5%) de los vehículos nafteros contarán con tecnología flex, que permite elevar el corte de biocombustibles y que la participación de los vehículos (autos y livianos) a GNC se elevará al 27% (13%).

En paralelo, el informe también estima que el 45% (9%) de las ventas de vehículos pesados (excepto buses) sean propulsadas a GNL. Además que el 50% (80%) de las ventas de buses de corta distancia serán a GNC.

Estos cambios también fijarían los cortes de bioetanol al 14,8% y el de biodiesel al 9,3%, con una base obligatoria de 12% y 5% respectivamente.

Río Negro

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *