En Mendoza se ponen a punto para el shale oil de Vaca Muerta

La refinería de Luján de cuyo inició un ciclo de puesta a punto que le permitirá entre el corto y mediano plazo estar en condiciones de procesar el shale oil de Vaca Muerta.

YPF tiene un ambicioso plan de para la puesta a punto de esta pieza clave de todo su andamiaje de procesamiento. Esa refinería recibe parte del crudo neuquino convencional, que llega hasta ese punto del país por el sistema de transporte que une Rincón de los Sauces con esa planta de la provincia de Mendoza.

La empresa nacionalizada invertirá unos 1000 millones de dólares en las obras que le posibilitarán el tratamiento del crudo de Vaca Muerta, más liviano que el que se trata en la actualidad en ese complejo.

La puesta a punto incluye el reemplazo de un horno donde el crudo que llega a Mendoza se calienta para dar el salto al circuito de refinación que termina con el petróleo como combustible, entre otros derivados.

Este horno se está terminando en Impsa, una empresa que de este modo vuelve a incursionar en el sector petrolero. Y lo hace con la construcción de una gran estructura de hierro de unos 270 mil kilos y unos 28 metros de diámetro.

Las fuentes consultadas informaron que reemplazará a uno que tiene cerca de 40 años. “Es un reemplazo producto del paso de los años. Pero no implica que se va a poder procesar más crudo. Es parte de un proceso de puesta a punto que, junto con otras obras, posibilitará tratar la mayor cantidad de crudo que va a provenir de Vaca Muerta”, informó una de las fuentes consultadas.

Este año la provincia tiene como objetivo que se produzcan cerca de 170 mil barriles de crudo diarios. Hoy se producen algo así como 135000 barriles diarios.

Por Fernando Castro
La mañana de Neuquén

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *