Polémica por un proyecto de ley bonaerense que favorecería a YPF

Obliga a todas las dependencias estatales a contratar el combustible de esa petrolera. En Buenos Aires están las refinerías de todas las marcas.

El bloque de Diputados bonaerense del Frente de Todos impulsa un proyecto de ley que beneficiará a YPF. La idea es que la administración pública provincial, los organismos descentralizados y autárquicos y las empresas públicas contraten con YPF «la provisión de combustible y lubricante para la flota de automotores, embarcaciones y aeronaves oficiales”. La iniciativa corresponde al oficialista Facundo Tignarelli.

Todos los organismos provinciales deberán seguir esta ley. Con respecto a los contratos vigentes con otras empresas, deberán seguirse hasta su finalización, pero no hay posibilidades de renovación. «La administración no podrá hacer uso de la opción de prórroga que se hubiese previsto en los mismos».

Entre los competidores de YPF sienten desazón. Creen que el Estado inclina la cancha hacia la petrolera de mayoría estatal. Lo mismo experimentaron con el apartado del impuesto a la riqueza, que separa fondos recaudados por esa vía hacia operaciones de gas de YPF. «Cada vez que se la beneficia, no solo se ayuda al Estado nacional, sino al 49% de los accionistas privados», repiten en las otras petroleras.

«Canalizar el poder de compra del Estado (sic) hacia un ente de naturaleza pública implica también economía en los recursos y un apuesta al crecimiento de un sector estratégico para el desarrollo económico que necesitamos, un proceso de reconstrucción de la producción, la industria y el consumo», explica la legislación propuesta.

El presidente Alberto Fernández agradeció a Raízen el martes por su inversión en una refinería en Dock Sud. En junio, había destacado un desembolso de US$ 1.500 millones por parte de Axion, de la familia Bulgheroni, porque «son dólares que dejan de irse del país».

Sin embargo, a esas refinerías les cambiarán las reglas de juego con esta ley, privándolas de ciertos negocios. Las estaciones de servicio de distintas banderas suelen venderle a dependencias provinciales. Como se trata de contratos grandes, los estacioneros cuentan con los mismos para su flujo de negocios. «Cumpliremos con cada palabra porque acá hay una empresa que confía en una Argentina que crece”, expresó Fernández el martes.

El gobernador bonaerense Axel Kicillof quiere que su provincia ingrese en la discusión por las mesas petroleras. “En la provincia de Buenos Aires se procesa el 80% del combustible que se elabora en el país”, explica, en la conjunción de Axion (en Campana), YPF en Ensenada, Trafigura en Bahía Blanca y Raízen en Dock Sud.

En Raízen, Kicillof destacó que “esta inversión es clave y estratégica”, y volvió a referirse a la relevancia petrolera de la provincia de Buenos Aires. “Cuando digo que Buenos Aires es una provincia petrolera, es porque 4 de las 5 refinerías están en la provincia. Podemos ser un gran país petrolero”, expresó.

Por Martín Bidegaray
Clarín

Un comentario en «Polémica por un proyecto de ley bonaerense que favorecería a YPF»

  • el 15 octubre, 2020 a las 14:49
    Enlace permanente

    Muy buena medida hay que restaurar a YPF a toda costa

    Respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *