Kicillof se encontró con los Bulgheroni

Invirtieron u$s 1500 millones en la refinería de Axion. En medio del congelamiento de los combustibles, el gobernador de Buenos Aires visitó la obra que el grupo Pan American Energy hizo en Campana.

El gobernador de Buenos Aires, Axel Kicillof, visitó este martes la refinería de Axion Energy en Campana y se encontró con el ingeniero Alejandro Bulgheroni, Chairman de Pan American Energy Group y el segundo empresario más rico del país según Forbes -con una fortuna de u$s 6200 millones a 2019-, y el licenciado Marcos Bulgheroni, CEO de Pan American Energy.

Los empresarios invirtieron u$s 1500 millones entre capital propio y con financiamiento en la expansión de la planta, que le permitirá refinar combustibles con altos niveles de calidad y cumplir con estrictas normas de bajo azufre.

Así, Axion podrá producir localmente el diesel premium (gasoil grado 3), un producto que se lleva millones de dólares de la balanza comercial en Argentina por ser importado.

«Los trabajos de ampliación en la refinería que la compañía tiene en Campana permitirán incrementar en 60% la producción de combustibles, además de mejorar aún más la calidad de la nafta y el gasoil que allí se elabora, cumpliendo los estándares europeos de calidad y abasteciendo a las más de 640 estaciones de servicio que integran la red de AXION energy en la Argentina», informó la empresa.

En junio de 2019 PAE obtuvo un préstamo por u$s 500 millones de la Corporación Financiera Internacional (IFC, por sus siglas en inglés), la institución para el sector privado del Banco Mundial, para financiar las inversiones destinadas a la expansión y modernización de su refinería en Campana.

El crédito se conformó por el aporte de u$s 135 millones de IFC a un plazo de 8 años y por u$s 315 millones aportados por un conjunto de bancos comerciales a un plazo de 5 y 6 años.

El paquete también incluyó u$s 50 millones del Programa de Gestión de Financiación Conjunto, una plataforma que permite a los inversores institucionales la oportunidad de participar en la futura cartera de préstamos de la entidad.

También participaron de la visita oficial el vicepresidente de Operaciones del Downstream, Federico García Verdier; el vicepresidente de Grandes Proyectos y Construcciones, Adrián Suárez; el gerente Ejecutivo de Refinación, Diego Mouriño; y el vicepresidente de Asuntos Corporativos, Agustín Agraz.

Después de años de trabajo en lo que es la inversión privada más grande en el sector en los últimos 30 años, en diciembre se inauguró la planta de tratamiento de gases de refinería y recupero de azufre, que estará completamente en marcha este mes.

«Gracias a esta planta, compuesta por cuatro unidades, se colecta el sulfuro de hidrógeno de las corrientes de agua agria y gas agrio -de modo de limpiarlos completamente- y con ello se elabora azufre en estado líquido que se vende a distintas industrias. Es una materia prima muy útil para las empresas que producen fertilizantes para el campo», dijeron en la compañía.

En medio del congelamiento nacional de los precios de los combustibles, que complica las finanzas de las refinadoras (YPF, Axion, Raízen y Trafigura), este acercamiento del gobernador apuesta a calmar las aguas.

Kicillof, por su parte, destacó “la cantidad inmensa de PyMEs industriales vinculadas a la industria del petróleo que existen en el territorio bonaerense” y remarcó que “hay que seguir incrementando el valor agregado y las grandes inversiones en este campo”.

En ese marco, resaltó: “La provincia va a acompañar al sector productivo en general y especialmente al sector petrolero que es fuente de recursos muy importantes”.

El gobernador indicó que “en el contexto que encontramos a la provincia, necesitamos de ciertas políticas que se basen en el desarrollo y la generación de riqueza genuina, y la industria del petróleo juega un rol fundamental”.

Kicillof fue acompañado por el intendente de Campana, Sebastián Abella; el ministro de Infraestructura, Agustín Simone; la diputada provincial, Soledad Alonso y la concejal, Soledad Calle.

También, visitaron las demás áreas de ampliación, donde al momento de finalizar las obras la empresa habrá incorporado una nueva unidad de coqueo, un nuevo hidrotratador de combustibles, una planta de efluentes líquidos y otra de producción de hidrógeno.

Se espera que en los próximos meses entre en operación una nueva torre de enfriamiento, una estación transformadora con 4 subestaciones eléctricas nuevas, 5 tanques de almacenamiento más de combustible y 16 nuevos tanques de lubricantes.

La magnitud de esta obra contó con un total de aproximadamente 13 millones de horas hombre, generando 250 puestos directos de empleo y contratando a 3000 trabajadores de manera indirecta, informó la refinadora.

Por Santiago Spaltro
El Cronista

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *